Un árbol más para salvar el rio.

Una niña lleva una de las plantas que sembrar a la rivera del rió Tempiscal

Los niños y niñas de la  comunidad El pastoral, en el municipio del Viejo del Departamento de Chinandega, se unieron junto a sus profesores y profesoras para salvar el río Tempiscal, en la cercanías de su comunidad, impulsado la tercera campaña de reforestación "Un árbol mas para salvar el río".

En coordinación con los padres y madres  de familia,   maestros y maestras  de su escuela reforestaron la rivera del río, para proteger el ecosistema y  preservar el agua de esta fuente de hídrica en su comunidad, consciente de la necesidad de reforestar cada niño y niña  llevo una planta para salvar el río, fueron llenando de vida la rivera del río. Este río durante mucho tiempo que fue destruido por los agricultores indiscriminados y la empresa azucarera que en su afán de expandir el cultivo de caña ha ido talando arboles y secando el río.

Los maestros y maestra comparten el amor por la naturaleza de sus estudiantes y creen que es necesario seguir trabajando por la preservación de la fuente de agua y el ecosistema que la rodea. "hay que seguir trabajando con los niños para preservar la naturaleza y que podamos heredar un ambiente prospero para las futuras generación"